Nuestros asesores nos invitan a reflexionar

Dios nos invita a no quedarnos ajenos al tiempo, a reflexionar y pensar que responsabilidad tengo yo frente a todo lo que estamos viviendo, cómo podemos colaborar.

Queridos Matrimonios de la Rama de Familias de Campanario-Monte Schoenstatt

Con profundo pesar y dolor hemos sido testigos de los graves incidentes que aquejan a nuestro país. Hemos visto el dolor de tantos hermanos nuestros, que reclaman más oportunidades, más justicia, más equidad, pero también hemos visto mucha violencia, destrucción y muerte sin sentido.

Dios sale a nuestro encuentro, nos está llamando a descubrirlo en esta situación que como país estamos viviendo. Nuestra fe en Jesucristo nos invita a abrir nuestros sentidos, corazones y voluntades para mirar esta realidad con los ojos de Dios. Nos invita a imitar a María y permanecer al pie de la cruz en estas circunstancias tan dolorosas, que separan, dividen y endurecen nuestro corazón.

Pero también, asumiendo la actitud de nuestro Padre Fundador, “Con la mano en el pulso del tiempo y el oído en el corazón de Dios”, Dios nos invita a no quedarnos ajenos al tiempo, a reflexionar y pensar que responsabilidad tengo yo frente a todo lo que estamos viviendo, cómo podemos colaborar, que podemos hacer para restablecer la unidad y la paz en nuestra patria.

Por eso quisiéramos invitarlos a unirnos en una gran cadena de oración en nuestros Santuarios hogares. Si todos juntos rezamos por la paz y la unidad de nuestro país, él nos va a escuchar.

Los invitamos a rezar, cada día, en familia a las 21:00 hrs:

 “Madre, con tu Hijo Divino, desciende a los caminos de nuestra patria para que, siguiendo vuestras huellas, encuentre la paz, verdadera y estable. Patria sólo tendrás salvación si, en amor, te unes a María y a su Hijo. En tu poder y en tu bondad…”

Además los invitamos a reflexionar con sus hijos y familias, con sus grupos, estas tres preguntas que nos parecen fundamentales:

  1. ¿Qué siento frente a esta situación?
  2. ¿A que nos está llamando Dios, con todo lo que estamos viviendo?
  3. ¿Cómo puedo colaborar para restablecer la unidad de nuestro pueblo chileno?

Que esta reflexión nos ayude a vivir más en Dios y con Dios.

Unidos en la oración por nuestra patria los saludan cariñosamente,

Hna. Daniela  y  P. Horacio

 

Leave a Comments

2 × 4 =